El actor británico Jovan Adepo | Fotografía by Rowan Daly

Le hemos visto hacer de hijo de Denzel Washington en la oscarizada ‘Fences’ (2016); de soldado en la película ‘Overlord’ (2018) y la serie de acción ‘Jack Ryan’ (2019); de Antron McCray (edad adulta) en la controvertida y aclamada ‘When They See Us’ (Netflix) y dando vida -en su juventud- al misterioso personaje Hooded Justice de ‘Watchmen’ (HBO). Jovan Adepo (1988, Upper Heyford, Reino Unido) no ha parado de crecer como actor desde que hizo las maletas y se marchó a la meca del cine hace ahora ocho años. El británico lleva varias semanas en Vancouver preparando el rodaje de un nuevo proyecto para cadena CBS que verá la luz en el 2020. Desde allí nos cuenta -vía telefónica- cómo es su atípica vida en LA, haber tenido la oportunidad de trabajar y aprender de directores con alma y de si acabaremos siendo presas (o no) de las plataformas de televisión on demand que dominan el mercado.

 

UMOMAG.com: En estos último cuatro años viajar de un lado a otro (por motivos profesionales) ha sido una constante en tu vida.

Jovan Adepo: Sí, he rodado en Los Ángeles un par de veces, pero la mayoría de mi trabajo se ha desarrollado en otras localizaciones; es algo que me gusta de verdad ya que me permite viajar, aunque sea por trabajo, y conocer otros lugares que habitualmente no visitaría. Me siento afortunado de poder hacerlo.

UMOMAG: Llevas en Los Ángeles desde el 2011. Llegaste a Hollywood con el objetivo de convertirte en guionista, ¿fue así?

JA: Nací en Inglaterra pero me crié en Maryland. Acudí a la Bowie State University de Maryland, donde me licencié en ciencias políticas. Al estudiar la carrera me inscribí además en cursos de escritura creativa, y ahí comenzó mi pasión por crear guiones. Mi padre es un gran amante del cine y quizá he heredado eso de él. Y sí, como has comentado, la intención de convertirme en guionista profesional fue lo que hizo que me mudase a LA.

UMOMAG: Te mudaste a LA para ser guionista y acabaste actuando. ¿Cómo fue eso? ¿Te costó cambiar el chip?

JA: Es extraño, la verdad. Cuando me fui a LA, actuar no es algo que entrase en mis planes, algo que me plantease como una carrera. Había actuado en alguna que otra obra de teatro cuando era más joven, en el instituto; pero durante la universidad no toqué la actuación. Mi tía dirige una pequeña agencia de representación, y al llegar a LA me ofreció presentarme a castings para anuncios y demás. Comencé a hacerlo y eso despertó en mí cierta curiosidad por ser actor; entonces me di cuenta de que era mucho más profundo de lo que había experimentado antes en el instituto o cuando era un chaval participando en obras de teatro. Cuando empecé a estudiar y a aprender cómo desarrollar personajes, distintas técnicas actorales, etc. puse toda la carne en el asador y me involucré por completo en la actuación. Cuando era un niño era mucho más tímido, me costaba subirme al escenario aunque solo fuese a interpretar un par de frases… (sonríe).

UMOMAG: Después de tantos años viviendo en la ciudad, ¿has encontrado realmente tu sitio?

JA: Hay mucha gente de la industria que no tiene especial aprecio por la ciudad de Los Ángeles, pero a mí me parece bien. El sitio donde vives depende de lo que tú hagas de él, de la gente con quien te rodeas, de los lugares a donde vas o del entorno que decides hacer tuyo. Llevo en LA desde 2011 y aún no tengo coche… Al principio tenía los típicos trabajos de aspirante a actor: camarero o dependiente, así que no podía permitirme tener un coche. Solo tenía una pequeña moto aunque muchas veces iba caminando a los sitios. Cuando comencé a tener unos ingresos más estables no sentí la necesidad de tener coche porque me gusta mucho caminar, observar la ciudad, fijarme en la gente. Soy un poco introvertido pero me gusta estar rodeado de gente y LA es un lugar lleno de distintos tipos de personas.

UMOMAG: El papel de Cory Maxson en la película ‘Fences’ (2016) supuso tu debut en la gran pantalla. ¿Dirías que ese papel ha marcado tu carrera hasta el momento?

JA: Creo que sí. Mi primera serie fue ‘The Leftovers’ y para mí fue muy positivo, al tratarse de un show aclamado por la crítica y bien recibido por el público. Pero ‘Fences’ fue mi primera incursión en el cine, algo totalmente distinto. Las experiencia y las carrera de cada actor es distinta a la de los demás, incluso la percepción que cada uno tenemos del éxito; así, el camino hacia ese éxito es también diferente para cada uno. En mi caso, y dadas mis aspiraciones, tener la oportunidad de trabajar con Denzel Washington fue una experiencia maravillosa; es un actor al que he admirado siempre y del que he aprendido muchísimo. Y no solo de él sino del resto de actores del elenco: Viola (Davis), Stephen (McKinley)… Poder trabajar con esos actores de tanto talento al principio de mi carrera fue increíble, ya que cuando empiezas no has desarrollado aún demasiados malos hábitos y los veteranos te enseñan muchas cosas que penetran en ti de modo natural. Si hubiese trabajado con el mismo grupo de actores tras estar, por ejemplo, 15 años actuando, no creo que me hubiese servido de tanto; no habría admitido tantos consejos útiles de primera mano. En mi caso era como un folio en blanco capaz de recibir la mayor información posible. Siempre aprendo de otros compañeros en cada trabajo, pero sobre todo soy un amante del cine, de los actores y sus actuaciones; siempre intento aprender de cada actor con el que trabajo.

LA GENTE YA NO SE CONFORMA CON UN GUIÓN VULGAR, ASÍ QUE HAY QUE INTENTAR ATRAPAR AL PÚBLICO CON PROYECTOS QUE TENGAN MUCHA CALIDAD ARTÍSTICA”

 

JOWAN ADEPO | Fotografía by Rowan Daly

UMOMAG: Has trabajado con grandes directores como Denzel Washington (‘Fences’), Darren Aronofsky (‘Mother’) o Ava DuVernay (‘When They See Us’). ¿Tienes muy en cuenta quién está detrás de la cámara a la hora de aceptar un papel?

JA: Totalmente. Cuando te eligen para un papel entran en juego multitud de variables. Por ejemplo, en ‘Fences’ pasaba mucho tiempo hablando con Viola, absorbiendo todo su conocimiento; es una actriz a la que adoro por completo. Cuando trabajas con un director lo importante no es tanto el nombre, la fama o el prestigio que tenga; lo que de verdad cuenta es su visión, si coincide o no con lo que tú estás buscando y si crees que puedes aportar algo a lo que ese director intenta crear. Cuanta más experiencia tienes, y no creo que sea algo que domino por completo ya que me encanta trabajar y casi acepto cualquier trabajo, aprendes a obtener seguridad al hablar con un director sobre lo que espera de un personaje; pero siempre intento utilizar mi instinto para saber si puedo contribuir o no a un proyecto. A no ser que la película o serie se centre totalmente en tu personaje, y eso es bastante raro, siempre trabajas con un elenco de actores y hay que procurar ser esa pieza del puzzle que encaja a la perfección con la visión que tiene el director. Es como un equipo deportivo: cada jugador tiene un papel en el grupo e intenta desarrollarlo lo mejor posible. Por otro lado, hasta ahora he tenido suerte porque he trabajado con directores a los que admiro mucho; pero también busco trabajar con otros directores que están empezando, ya que suelen buscar nuevas cosas, nuevos lenguajes.

UMOMAG: ‘When They See Us’ (Netflix) ha tenido un gran impacto convirtiéndose en una de las mejores miniseries del año. ¿Tuviste ese mismo pálpito durante la filmación?

JA: Es un proyecto del que me siento tremendamente orgulloso y me siento honrado de haber formado parte de esa experiencia. Creo que cuando conoces a alguien como Ava (DuVernay) por primera vez, te sientes impresionado; es una de las personas más poderosas que he conocido… Hay veces que conoces a alguien y tiene una especie de “aura” a su alrededor, y Ava es así: un ser con mucho empuje, con mucha capacidad de liderazgo, pero parece que todo lo hace sin esfuerzo. Nos conocimos hace unos tres años cuando estaba haciendo entrevistas de promoción para ‘Fences’ y me dijo: “un día trabajaremos juntos”. No me lo podía creer, ni siquiera pensaba que sabría quién soy (risas). El año pasado me llamaron para hacer una prueba y estuve hablando con ella un rato; en todo momento mostró mucha confianza en mí como actor y como persona, fue algo que me marcó y que significó mucho para mí. Supe entonces que de verdad quería trabajar con ella y tenerla cerca. Es alguien que sabe gestionar a la perfección proyectos de gran envergadura y algunos con un gran significado político y/o social; además, sabe dirigir a un reparto lleno de actores con talento. En ‘When They See Us’ todo el mundo trabajaba en la misma dirección, buscando el mismo objetivo, siguiendo las indicaciones de Ava. Haber formado parte de algo así es algo que conservaré el resto de mis días.

UMOMAG: Con tantas opciones de series y películas ‘a la carta’ como Netflix, HBO, Apple+, Disney+…podría llegar a saturarse el mercado; nadie tiene tiempo real para ver todo lo que ofertan. Desde la posición de actor, ¿cuál es tu opinión al respecto?

JA: Estoy de acuerdo. Me pasa incluso a mí, no siempre es fácil elegir. De hecho, alguna vez he hablado con mis amigos al respecto. Es muy bueno que existan tantas oportunidades para los actores en la actualidad, y además para todo aquel que trabaja en la industria, ya que se generan muchos contenidos y hay bastantes plataformas para explotarlos. Para quienes estamos en la industria es positivo ya que nos da la oportunidad de mostrar nuestro talento y además de trabajar, algo muy importante para ganarte la vida haciendo lo que te gusta. Pero, como has comentado, en cierto modo es una espada de doble filo: cada cadena y cada plataforma compite por ganar audiencia. Para una persona normal tampoco es fácil: cada día llegas del trabajo, pasas algo de tiempo con tus hijos o tu familia y quizá te quedan un par de horas para ver la TV y relajarte pero, ¿qué ves? Aunque esa situación tiene que inspirar a los creadores de contenidos a encontrar maneras de ser más creativos, de ofrecer material de calidad. Creo que el público actual es mucho más listo que el de hace unos años, y lo digo en cuanto a su percepción de la estructura de una historia o del desarrollo de los personajes, por ejemplo. La gente ya no se conforma con un guión vulgar, así que hay que intentar atrapar al público con proyectos que tengan mucha calidad artística.

UMOMAG: Otros trabajos en los que te hemos visto últimamente han sido ‘Overlord’, la película producida por J. J. Abrams, y la serie ‘Jack Ryan’ (Amazon). ¿Cómo fue involucrarte en estos dos proyectos con una importante carga de adrenalina?

JA: Creo que cada papel exige un número de aspectos determinado. Como has mencionado, esos dos papeles “de acción” son muy distintos del resto de las cosas que he hecho. Pero no soy el tipo de actor que dice: “ahora quiero un papel de acción”… No llamo a mi agente y le digo que quiero correr tras un tanque esquivando explosiones (sonríe). Siempre me fijo en primer lugar en la historia y en la situación del personaje, es lo que más me importa. Pero si ese personaje tiene que estar en una situación que requiere bastante acción o más desgaste físico, haré lo que esté en mi mano para ponerme en forma. Nunca he aspirado a ser un actor que cimenta su carrera en base a una apariencia física; no soy lo que llaman una “rata de gimnasio”… Creo en estar en forma y tener buena salud, pero me gusta interpretar a alguien con quien la gente se pueda identificar, no alguien que parece de otra galaxia (sonríe). Aunque todo depende del papel: si hablamos de ‘Jack Ryan’, mi personaje ha estado en el ejército y ha vivido incontables horas de entrenamiento, así que tiene que estar en forma. Y lo mismo te puedo decir de ‘Overlord’, donde interpreto también a un soldado.