STEVE AOKI | Fotografía by Brian Ziff

Hablar de Steve Aoki (1977, Miami) es hablar de un alquimista y samurái de la música electrónica. El hitmaker, deejay y empresario californiano -de ascendencia japonesa- nunca imaginó que viviría el lanzamiento de su nuevo disco, Neon Future IV (Dim Mak/Ultra), “encerrado” en su residencia de Las Vegas (tiene otra en Los Ángeles). De no ser por el coronavirus, Aoki estaría ahora mismo en la carretera en mitad del ‘The Color of Noise Tour’ por Norteamérica. Por ello, intenta mantenerse ocupado (se pasa las noches en el estudio) y ya ha hecho varias conexiones en directo para promocionar el álbum. Totalmente a favor del distanciamiento social y consciente de la virulencia del virus, sabe que artistas como él tienen la capacidad de inspirar a otras personas a ser positivos y pensar que saldremos de esta para poder volver a nuestras vidas lo antes posible.

UMOMAG.com: 27 canciones para un disco hoy en día es mucha música. ¿Cómo ha sido la grabación de Neon Future IV y la elección de los artistas invitados para cada uno de los tracks?

STEVE AOKI: Cuando estoy componiendo o me encuentro en un proceso de creación no tengo en mente cómo va ser exactamente el proyecto final, de la A a la Z. Simplemente comienzo mi proceso y cuando las cosas evolucionan se van introduciendo colores, se van formando las líneas, y empiezo a comprender cuáles son los parámetros: qué encaja bien y dónde. Soy un tipo muy ocupado, siempre estoy metido en el estudio trabajando en mis propios proyectos o colaborando con otros artistas… Ha sido un proceso muy natural. Y como dices, hay 27 canciones; es un reflejo de lo ocupado que he estado en los últimos dos años. 12 de esas canciones ya han salido a la luz en 2019 y alguna en 2020, y he ido introduciendo poco a poco algunas de las otras 17 en mi IGTV. En este proyecto hay canciones que he creado con artistas que no forman parte de la escena electrónica, como Sting o Backstreet Boys, son canciones muy bellas; pero también hay otras con artistas cuyo estilo sí tiene más que ver con el dance, caso de Maluma o Monsta X, que pertenecen al mundo del reggaeton o el hip hop. Me encanta colaborar con artistas de cualquier lugar del planeta, y me fascina que alguien como el noruego Alan Walker, el brasilero Alok, el colombiano Maluma, los koreanos Monsta X, la indonesa Agnes Mo o el chino Lay Zhang aparezcan en el proyecto; también hay artistas norteamericanos como Tory Lanez, Will.i.am, Desiigner… Es una perspectiva, una paleta muy amplia; si pienso en ello me doy cuenta de lo pequeño que es el mundo porque al final todos estamos conectados, y la música es ese conector que lo posibilita.


UMOMAG: En este nuevo álbum vuelves a fusionar y mezclar estilos de todo tipo; desde Dance a Pop pasando por Trap, Rock, Reggaetón… ¿Siempre has tenido total libertad para hacer lo que has querido? Musicalmente hablando.

SA: Totalmente. Si me juzgase a mí mismo o me parase a pensar en lo que dice la gente en Redes, tendría problemas. No podría ser tan flexible. Si te dedicas a hacer algo durante un cierto tiempo y lo cambias en algún momento, alguien dirá algo negativo sobre ello; es parte de la naturaleza humana, y no solo hablo de música, te diría lo mismo si alguien hace donuts y de repente se pone a hacer bagels: recibiría críticas. Hay mucha gente a la que no le gusta el cambio y a mí me priva la diversidad, la mezcla. Y pongo mucho énfasis en ello porque me gustan los desafíos, las nuevas ideas; al trabajar con artistas que representan distintas culturas musicales, afronto retos que me estimulan. Aprendo que hay diferentes formas de crear ritmos o melodías, y que hay ciertos lenguajes que te pueden hacer sentir de una u otra manera aunque no entiendas para nada lo que dicen. Es lo que más me llena de colaborar con artistas de distintos géneros y culturas, que siempre hay un desafío a la espera.

UMOMAG: ¿Será esta la última entrega de la saga Neon Future o habrá más?

SA: No te puedo decir. Aunque por el momento no existen planes de una quinta entrega. Pero las cosas cambian, porque en su día pensé que Neon Future III sería el último proyecto de la saga. Sigo a mi inspiración y ésta cambia de dirección de vez en cuando, sin avisar (sonríe). Pero como antes comenté, suelo trabajar primero en las canciones y cuando tengo suficientes, dejo que sean ellas quienes dicten el concepto. Por ahora, Neon Future IV es el último capítulo.

UMOMAG: Últimamente has estado muy vinculado a la cultura latina y especialmente al reggaeton. ¿Crees que el EDM y el Reggaeton combinan bien entre sí?

SA: Al 100%. Son estilos dominados por el ritmo. El reggaeton se basa en el ritmo, en el baile, en la energía; de hecho, creo que esto último es el principal ingrediente del género. Si aúnas ritmo y energía, es muy difícil parar; es algo que también ocurre en los temas de EDM. En el reggaeton es fundamental el ritmo, pero también el flow del vocalista; todo gran artista de reggaeton tiene su propio estilo rítmico, capaz de llevarte a su terreno, ya sea J Balvin, Bad Bunny, Daddy Yankee, Nicky Jam o Maluma. Y creo que en el EDM ocurre igual si hablamos de ritmo y energía.

HAY QUE TENER PRESENTE QUE MUCHOS PEQUEÑOS NEGOCIOS NO VAN A SER CAPACES DE SOBREVIVIR A ESTA SITUACIÓN Y DEBEMOS PRESTAR NUESTRO APOYO A AQUELLOS QUE NOS IMPORTAN”
STEVE AOKI | Fotografía by Brian Ziff

UMOMAG: Sabemos que estás montando tu propia división latina dentro de Dim Mak Records. ¿Cuál es el concepto y el objetivo detrás de este nuevo proyecto?

SA: En Dim Mak En Fuego estamos haciendo fichajes, tanto de artistas como productores. Ya he trabajado en algunas canciones que casi están listas para ser publicadas en el sello. La cultura latina siempre me ha dado su apoyo y quiero construir algo que ayude a su crecimiento; la comunidad latina siempre me ha recibido con brazos abiertos, desde las ceremonias de entrega de premios a los fans, me siento muy aceptado en ese mundo. Y ha llegado el momento de trabajar para que lo latino siga destacando. Los artistas del sello son muy interesantes y las canciones que tengo preparadas están on fire, (habla en español y sonríe) ¡en fuego! Por ahora nos centramos en Neon Future IV y más tarde iremos dando paso a esos temas que te digo. Poco a poco…

UMOMAG: Una de las señas de identidad de Steve Aoki ha sido siempre esa larga melena negra al estilo japonés. Es difícil imaginarte con otro look.

SA: Lo llevo igual desde que tenía veintitantos años, así que hace más de 15 años. Es parte de mí, ¡no me puedo deshacer de él! (sonríe). Si te digo la verdad, a veces es un poco molesto tener tanto pelo, pero es parte de lo que ahora soy… ¡No me queda otra! (risas).

UMOMAG: ¿Qué documentales musicales recomendarías a nuestros lectores para este periodo de confinamiento?

SA: Déjame pensar… (Le da vueltas un rato). Es difícil decirte alguno de primeras porque hace mucho que no veo documentales… Me gustó bastante Tomorrowland, y hace tiempo fui al EDC y vi unos cuantos, pero lo siento… No te puedo dar detalles en este momento, estoy en blanco.


UMOMAG: ¿Cómo piensas que toda esta situación que estamos viviendo afectará a la música en vivo y los festivales?

SA: No sé cuándo se va a volver a abrir la mano y volveremos a la normalidad. Pero hay que tener paciencia; lo que está ocurriendo es una completa locura y no debemos apresurarnos. Lo más importante en este momento es asegurar que la gente esté a salvo. Cuando todo esté preparado, ¡estaremos listos para la acción!

UMOMAG: ¿Te mantienes ocupado estos días? ¿Has establecido algún tipo de rutina durante la cuarentena?

SA: Cada día entreno. También pincho un poco. La verdad es que tengo el gimnasio y la cabina en la misma sala… (sonríe). Trabajo en el estudio, juego al poker online, a Call of Duty en streaming… Hago todo eso en casa e intento alimentarme bien; pido comida a los restaurantes que me gustan porque opino que es importante apoyar esos locales que nos apasionan. Hay que tener presente que muchos pequeños negocios no van a ser capaces de sobrevivir a esta situación y debemos prestar nuestro apoyo a aquellos que nos importan. Además, hay que experimentar e intento probar nuevos restaurantes siempre que puedo: hay que dar apoyo a los demás, compartir lo más que puedas y mantener siempre la seguridad.

UMOMAG: El año pasado publicaste tu primer libro, ‘Blue: The Color of Noise’. ¿Qué supuso para ti compartir tus propias experiencias y vivencias con los fans?

SA: Me llevó unos cuantos años escribir ese libro. Pero estoy orgullosísimo de él. Para mí fue como una terapia; durante los tres últimos años que estuve escribiéndolo visité a un terapeuta y eso me hizo sacar parte de mis emociones, que eran bastante difíciles de expresar, y reflejarlas en el proyecto. Fue una experiencia catártica, que me llenó mucho y de la que estoy muy orgulloso. Tengo muchas ganas de que el público lea mi libro; mucha gente se va a sentir identificada con lo que cuento. Hablo con total sinceridad de las veces que he fracasado porque así es la vida, que diría tiene un porcentaje de éxito del 10%… Tienes que vivir en ese porcentaje pero no acertar la mayoría de las veces, unas 90 de cada 100.