La actriz Brittany O’Grady en uno de los episodios de ‘Little Voice’ | Fotografía cortesía Apple TV

Con tan solo 18 años, Brittany O’Grady (1996, Virginia) empezó a ser reconocida en el mundo de la televisión con ‘Trophy Wife’ y dos años más tarde protagonizó ‘Star’ (Fox) con dos personajes importantes de Hollywood, Queen Latifah y Benjamin Bratt, y muchos otros artistas invitados en la serie creada por el director afroamericano Lee Daniels (‘Empire’). Este verano, Brittany se ha convertido en la estrella protagonista (Bess King en la ficción) de la nueva serie ‘Little Voice’ de Apple TV+, que cuenta la historia de la llegada al estrellato de la cantante y compositora Sara Bareilles. No podíamos perder la ocasión de hablar con ella –vía Atlanta (Georgia)- para conocer cómo llegó allí y cuál ha sido su experiencia en esta primera temporada que acaba de llegar a su final; si habrá o no segunda aún está por ver.


UMOMAG: ¿Qué fue lo que más te llamó la atención del proyecto?

Brittany O’Grady: Cuando se canceló ‘Star’, muchos de nosotros nos quedamos bastante devastados. Fue algo así como cerrar un capítulo y abrir uno nuevo. Unos tres meses después de la no renovación de ‘Star’, fui a un casting para ‘Little Voice’. Cuando crecí, me gustaba mucho lo que hacía Sara Bareilles; antes no era consciente de ello, pero trabajó en Broadway con Jessie Nelson, creadora de la serie. Al leer las escenas del proyecto me identifiqué de inmediato con mi personaje; era distinta a mí y podía sentir su historia por todo lo que pasaba en su vida. Quizás es la primera vez que me ha ocurrido eso. Cuando hice el casting, reproducimos la escena del episodio piloto, cuando se equivoca subida en el escenario frente a todos. Fue un momento muy divertido con el que me reconocí totalmente, a veces nos ponemos nerviosos y decimos o hacemos cosas que no debemos. Y creo que todo el mundo se puede identificar con ello.

UMOMAG: ¿De qué manera te preparaste para ser Bess? ¿Cuál fue tu mayor reto?

BO: Tuve que aprender muchas canciones. Y hasta entonces no había tocado la guitarra, solo sabía colocar un acorde… Tuve que aprender muy rápido a tocar el instrumento. Muchas veces, Sara Bareilles me daba consejos en el set de rodaje sobre lo que supone ser músico. La preparación para el papel fue muy rápida porque yo ya estaba rodando otro proyecto. Pasaron muchas cosas al mismo tiempo en mi vida. Pero lo pasé genial haciendo ‘Little Voice’. Establecí también una estupenda relación con Jessie [Nelson], nos entendimos muy bien en un plano espiritual y eso facilitó mucho la creación del personaje. Aunque tuve poco tiempo para dedicarle a Bess… (sonríe).


UMOMAG: ¿Cuál fue el mayor aprendizaje de haber trabajado con Sara Bareilles, Jessie Nelson y J.J. Abrams (productor ejecutivo) en esta producción?

BO: Estudié mucho durante el proceso. Comprendí cómo confiar en mis habilidades actorales y admiré lo maravilloso de esas mujeres. Jessie es siempre muy amable, aunque sabe perfectamente lo que quiere en cada escena y sabe cómo transmitirlo. Muchas veces, cuando un director busca un resultado determinado es agresivo o utiliza un enfoque que puede herirte, ella siempre destacó por su honestidad y amabilidad. Aprendí a ser fuerte y a saber que está bien ser uno mismo. Y, además, a confiar en mí como actriz.

UMOMAG: ¿De qué manera sientes que la serie y su historia va a impactar al mundo con todo lo que estamos viviendo?

BO: Creo que la serie es algo con lo que todo el mundo puede identificarse de algún modo. También, es edificante. Emocionalmente pasamos por muchas situaciones distintas, ya sea en una relación, en el trabajo o con nuestra propia familia, y los personajes de la serie tienen algo en lo que se verán reflejados los espectadores, que podrán apreciar en la humanidad, en la gente. Espero que cuando acabe esta pandemia seamos capaces de valorar más a nuestros semejantes, de comprenderlos mejor. Por ejemplo, New York ha estado muy castigada por el COVID-19 y eso ha trastocado la ciudad y a la vez algunos de sus habitantes han disfrutado de volver a situaciones y vivencias que hace tiempo no experimentaban.

SIN TODA LA DISCIPLINA DE ‘STAR’ NO HABRÍA PODIDO AFRONTAR UN PROYECTO COMO ESTE”
La actriz y cantante Brittany O’Grady, paseando por las calles de Nueva York en la serie ‘Little Voice’ | Fotografía cortesía Apple TV
UMOMAG: De los 9 episodios de ‘Little Voice’, ¿con cuál te quedarías y por qué?

BO: Cuando estaba rodando, me gustó mucho hacer el quinto episodio. Su contenido era algo que te elevaba y la localización de rodaje, magnífica. También, me gusta mucho el segundo episodio, donde Bess actúa por primera vez frente a un público y es bien recibida. Otro que me encanta es el episodio siete porque toca muchos temas y refleja muy bien la vida de Sara Bareilles, cuando fue rechazada una y mil veces por distintos sellos discográficos. Cualquiera que sea su seguidor puede ver parte de su historia en ese episodio.

UMOMAG: Ya que hablamos de una serie musical, ¿qué artistas o canciones forman la playlist de Brittany O’Grady?

BO: Me gustan muchos géneros musicales distintos. Me encanta el hip-hop, la música contemporánea, el pop… Durante la cuarentena he escuchado a muchos artistas que me fascinan, como LÉON, Rosalía o Megan Thee Stallion, ¡su música da mucho subidón, es muy divertida! (sonríe). Tengo un gusto musical muy amplio, con muchos registros…


UMOMAG: ¿Sientes que ‘Star’ te preparó para poder participar en esta producción?

BO: Totalmente. Opino que si no hubiese trabajado en ‘Star’, no habría podido interpretar a Bess en ‘Little Voice’. Fue mi primera incursión en la industria musical. Tuve que trabajar muy duro, grabar, tomar clases y a la vez aprender los diálogos… Sin toda esa disciplina no habría podido afrontar un proyecto como este.

UMOMAG: Después de tus performances en televisión, ¿te gustaría volver a hacer teatro?

BO: Es algo que me ha apasionado desde siempre. Gran parte de mi formación tiene origen en el teatro. Y mi trayectoria profesional hasta el momento se ha centrado sobre todo en la TV; desde que tenía 19 años no he actuado en una obra teatral o en un musical. Me encantaría volver al teatro, es mi primer amor.