Ariana Grande - DANGEROUS WOMAN | Discos | UMOMAG

Ariana Grande

DANGEROUS WOMAN

Republic Records, 2016

RnB/Pop

Valoración: 5.5

Disponible en: Amazon | iTunes

Parafraseando aquello que le dijo el Tío Ben a Peter Parker antes de morir, podríamos decir que una gran voz conlleva siempre una gran responsabilidad. Tanto es así, que nuestras pesadillas están llenas de supuestos portentos vocales, incapaces de hacer nada bueno con su aparente talento.  Cuando irrumpió en escena, a la buena de Ariana le colgaron el san benito de ser algo así como el segundo advenimiento de Mariah Carey, o Christina Aguilera en su defecto. Y, como todos sabemos, de ahí a que acabes cantando baladas con vestidos de lentejuelas a lo Celine Dion, no hay más que un paso. La pobre desde entonces sorteando tan terrible peligro con inteligencia, arrimándose a los cálidas aguas que bañan ese terreno común del RnB y el Hip-Hop americano.

Con My Everything (2014), su segundo álbum, nos convenció a casi todos borrando de un plumazo su pasado de chica Nickelodeon, con un estudiado ejercicio de estilo repleto de lujosas colaboraciones y un buen puñado de excelentes productores. Sin embargo, con este Dangerous Woman ya sobre el papel, las cosas pintaban muy distintas. Y es que cuando encargas a un ilustre pero gris artesano como TBH Hits llevar el peso casi integro de la producción del disco, estas haciendo ya en realidad toda una declaración de intenciones. Como era previsible, el álbum transita gracias a él en la más absoluta de las correcciones, pero también en el más absoluto de los tedios.

Temas como ese “Dangerous Woman” que da titulo al disco, “Moonlight” o “Into You” podría haberlos firmado la bella Ariana, tanto como Katy Perry, Jessie J o hasta una Pink si nos apuran.  Estándares que son a la música, lo que la bollería industrial a nuestro desayuno: un mal necesario y a veces hasta apetecible, pero del que más nos vale no abusar demasiado. Para compensar este vacío, nos encontramos también llamativas aproximaciones al house como ese estupendo “Be Alright”, uno de los mejores pasajes del álbum, la siempre acertada aportación de Future en la efectiva “Everyday” o la excelente “Let Me Love You”, donde la Grande demuestra una vez más, lo cómodo que le resulta el traje del RnB más estricto; es una lástima que no se lo ponga más a menudo. En una mera excentricidad se queda sin embargo, la inesperada aparición de Macy Gray en “Leave Me Lonely”, que no nos hará perdonar lo predecible que resulta toda la función. Ni bien, ni mal, ni todo lo contrario… Haz como nosotros, escúchalo y olvídalo.