Donell Jones

FOREVER

eOne Music, 2013

R&B

Valoración: 7.0

Disponible en: Amazon | iTunes

Menos popular que otros conciudadanos chicagüenses por eso de que sus éxitos siempre se han mantenido dentro de la escena del R&B, Donell Jones no ha dejado por ello de tener una carrera estable e interesante. Con la sabiduría de saber dejar el tiempo suficiente entre disco y disco, sus producciones siempre han optado a puestos honorables en las listas.

Tres años después de su anterior trabajo llega este Forever cargado de baladas y medios tiempos que siguen la pauta de los anteriores álbumes de Jones, afianzando su sonido y puliendo su estilo. Ha alcanzado ya una edad en la que las experiencias son más maduras y nos lo hace saber a través de sus letras. En ellas no se avergüenza de admitir que llora ante la felicidad de conservar un amor duradero, como hace en “Forever”, la canción que abre el álbum y que se lanzó como primer single. Le sigue “Closer I Get To You” convirtiendo el comienzo del álbum en un momento en exceso meloso y algo aburrido, pero en cuanto empieza “Beautiful”, adornada con ese sonido de guitarra, la melodía se pone a la altura de la lírica.

El consagrado crooner suena sincero en “Don’t Blame Me” cuando parece arrepentido por pecados del pasado, y se vuelve consejero cuando recomienda dejar de ser un niño para convertirse en un hombre. Recurre así al tan utilizado tema del ángel y el demonio que todo artista de R&B lleva dentro, debatiéndose entre el hombre fiel que añora el amor verdadero y el que no puede evitar gastarse su dinero en los clubs. Así nos lo hace saber en “You Know” para después arrepentido pedir disculpas en “Sorry I Hurt You”, consciente de que a una voz tan sexy como la suya se le perdonaría casi cualquier cosa.

En un disco en el que hay cumplidos a su amor y un homenaje a su madre en “A Mother’s Love”, no podía faltar una canción dedicada al añorado Michael Jackson en “I Miss The King”, tema donde la guitarra final brilla especialmente. “Step The Fuck Off” y “I’m So Gone” se salen ligeramente de su estilo para ponerse más al nivel de los nuevos sonidos, aunque permaneciendo dentro de la coherencia temática del álbum.

En definitiva, Forever no decepciona y prolonga una carrera sin altibajos.