La de South London, de tan sólo 23 años, presentaba su álbum debut Is Your Love Big Enough? por primera vez en España en el festival del “Día de la Música” el pasado fin de semana, en el entorno inmejorable del Matadero de Legazpi. Un show en el que una Lianne La Havas con guitarra en mano y con banda en formación de quinteto (teclado, batería, bajo y coros) desprendía sensualidad y calidez al interpretar cada una de las canciones de su opera prima.

A las 21:00h en punto comenzado el directo en el “Escenario Acciona/RTVE.es”, realizando un solo de guitarra con el único tema de su disco que cuenta con un artista invitado “No Room for Doubt”, aunque esta vez fue en solitario. La banda hizo su aparición ya con el segundo tema, “Elusive”. Los asistentes al citado escenario (unas 3.000 personas) no prestaban especial atención a la artista novel. El que fuera el segundo single del disco, “Forget”, elevaba el tempo del concierto y empezó hacer partícipe al público. Esto sería clave para conectar con los mismos en el resto del show. Así, con “Au Cinema” nos regaló a los allí presentes un breakdown donde versionaba el “Master Blaster” del gran Stevie Wonder.

Uno de los puntos de inflexión del show de Lianne llegaría en el ecuador del show a través del tema “Gone”, donde pudimos apreciar como esas líricas tan contundentes de la londinense pueden llegar a emocionar hasta a ella misma y transmitir ese feeling al público. No tardamos en darnos cuenta que quizás estábamos ante un concierto digno de ver en una sala con unas condiciones más “intimas”, ya que los temas sucesivos fueron en formato acústico: “Age”, “They Could Be Wrong” o “Lost & Found”. Encaró ya la recta final con dos temas donde demostró que su cualidad como letrista está a la par con su condición vocal en “Don’t Wake Me Up” y, como colofón final, cerrar con el track que da nombre a su primer disco “Is Your Love Big Enough?” y hacer participe de nuevo a un público más pasivo de lo que se debe haber encontrado en la gira de verano que la ocupa actualmente.

Podríamos decir que, en términos generales, el público no estuvo a la altura de las circunstancias. Lianne La Havas realizó un directo muy bien logrado con poco feedback por parte de los asistentes a la hora de apoyar a la londinense.