UMOmag: Como mujer de ex jugador de baloncesto que eres, ¿has pensado alguna vez en formar parte del reality show ‘Basketball Housewifes’?

T: No… (Se ríe). No me veréis ahí.

UMOmag: Sigues casada con Grant Hill después de 13 años de matrimonio. ¿Cuál es el secreto para mantener la llama viva?

T: Si tengo que elegir una cosa es la comunicación, y es así en cualquier relación, con un amigo, un novio, o tu madre… Es importante comunicarse y dejar que el otro sepa cómo te sientes y qué ocurre en tu mundo.

UMOmag: Por cierto, ¿cómo os conocisteis?

T: Hablando de R&B… Le conocí porque Anita Baker estaba en una entrega de premios y me dijo: “Conozco a un hombre que sería prefecto para ti”. Y era Grant. Nos conocimos quizá seis meses después. Ella es quien nos conectó.

UMOmag: ¿Y fue amor a primera vista?

T: Creo que ambos sabíamos qué hacía el otro. Por tanto, no fue una cita a ciegas. Pero no todo se trataba de si nos gustábamos o no; es obvio que él es un hombre atractivo, pero teníamos que conocernos y comprobar si teníamos química. Y así fue.

UMOmag: Eres cantante, esposa y madre al mismo tiempo. ¿Cómo encuentras la motivación para seguir trabajando en la música?

T: ¡Es una locura! Nunca hay un momento gris. Es como el deporte; a veces se te cae el balón, pero lo recoges y sigues donde lo dejaste. Tengo una vida completa y nada es lo mismo que antes.

UMOmag: Hablando de tu nuevo disco Beautiful Surprise, en la canción “Give Me You” dices “no me traigas rosas, tráeme la verdad”. ¿Decir la verdad es siempre la mejor opción en una relación?

T: Oh, por supuesto. Siempre. Aunque hagas daño a alguien, siempre conviene decir la verdad. Cuando pasa el tiempo, el dolor pasa y la vida sigue.

UMOmag: ¿Podrías olvidar la infidelidad de un hombre?

T: Espero que nunca tenga que descubrirlo. No estoy segura si podría…

UMOmag: Y en el caso de que te engañase, ¿te gustaría saberlo?

T: No, no. Me gustaría saberlo. (Se ríe…).

UMOmag: Tus canciones reflejan lo que tú eres, como persona y cantante. Si no estuvieras casada y fueras soltera, ¿tus letras expresarían otro tipo de sentimientos o mensaje?

T: Creo que los artistas somos muy sensibles. Y muchas de las cosas sobre las que canto o escribo no ocurren en mi vida, pero creo que conectan con algo, ya sea felicidad o dolor… Somos artistas y cantamos sobre diferentes temas, pero todos nos llegan.

UMOmag: En tu nuevo trabajo encontramos al final del mismo una versión country de la balada “Still”. ¿Por qué elegiste este género musical? Muy popular en Estados Unidos por cierto.

T: La verdad es que el country se parece mucho al R&B. El R&B se deriva del góspel y los acordes, las canciones, salen de ahí… A mi me gustan las buenas canciones, sean de R&B, de country, etc. Como te decía, coincide bastante con el R&B; no es que yo sea una ferviente seguidora de la música country, pero quería mostrar a la gente que puedo hacer más… Quería sorprender a la gente con cosas que no había hecho aún.

UMOmag: Lo de Beautiful Surprise, que es el título del disco y también del primer single, ¿era por qué querías sorpreder a tus fans de siempre?

T: Estaba en el estudio con Salaam y empezó a mostrarme temas. Y Beautiful Surprise casi se escribió por si sola cuando trabajábamos juntos. Creo que era un nombre bonito y a mi me gustan las buenas sorpresas, y hablar hoy contigo ha sido una bella sorpresa… Me encantan las sorpresas y quería llamar así al álbum.

UMOmag: Tienes una larga trayectoria a tus espaldas, ¿todavía te queda algún sueño por cumplir en el mundo de la música? Colaborar con algún artista determinado, actuar en algún rincón especial del planeta…

T: Intento mantener la mente abierta. ¿Quién sabe? Me siento muy afortunada de haber trabajado con gente excepcional durante mi carrera y quién sabe qué me depara el futuro…

 

Traducción: Dirk Diggler